Seis Cosas Sobre Japón (Que Ya Sabe Todo El Mundo)

La idea inicial era titular esto Seis Cosas Que Sólo Entenderás Si Has Ido a Japón, pero me pareció un título pedorro nivel bórrame de facebook, así que finalmente he optado por esta cosa más de perfil bajo.

Pues sí queridos, como indica el título, hoy no voy a hablaros de China sino de un lugar mucho más guay, que es Japón, país en el que he pasado una semana y sobre el que ya lo sé todo.

¡Empecemos! ¿Qué hemos aprendido sobre Japón?

(1) Que Todo Está Siniestramente Limpio. No particularmente nuevo, pero sí muy limpio y ordenado. No hay basura por las calles, pero tampoco hay papeleras. Del mismo modo, no hay crimen  y no se ven policías. Todo por obra y gracia de una Civilización superior de gente que se suicida sin parar.

Calle normal muy impecable claro fruto de la represión mental extrema
Calle normal muy impecable claro fruto de la represión mental

Esto es algo que se observa también en la higiene personal, y aquí debo incluir una mención a los célebres WC ultratecnológicos, no porque venga mucho a cuento sino porque nunca hay que dejar pasar una oportunidad de hablar de caca.

Los WC japoneses incorporan, además de calefacción en el asiento, diversos chorritos para mejor limpieza del cucu y de lo que no es cucu, así como música o un sonido pregrabado de cisterna destinado a tapar los indignos sonidos producidos por nuestras humanas tuberías.

Cuadro de mandos
Cuadro de mandos de un típico WC japonés. (Foto de randomwire.com)
An employee for Japanese character goods maker Sanrio displays a prototype model of a Hello Kitty branded toilet seat at Sanrio's headquarters in Tokyo on February 2, 2015. The toilet seat has seat heating and warm water shower functions. AFP PHOTO / Yoshikazu TSUNO
Tampoco hay que dejar pasar nunca una oportunidad de subir fotos de HELLO KITTY. AFP PHOTO / Yoshikazu TSUNO

Según la Wikipedia,  fuente de todo saber médico popular por delante incluso de Yahoo! Respuestas México (aquí un ejemplo), este exceso en el uso de chorritos a propulsión para aseo habitual del ojete produce infección y estreñimiento, lo cual solo tiene una interpretación posible y es que Dios castiga cuando tiene que castigar y en concreto aquí a esta raza por sus hábitos contranatura.

***

(2) Que Las Colegialas Son Humanos Normales. No, no tienen piernas de de dos metros ni el pelo de colores.

Toda una infancia vivida en la mentira.

sss
Expectativas
Realidad
Realidad

***

(3) Que Todo Es Muy Pequeño. En efecto, niños. Son gente pequeña y lo hacen todo pequeño. ¿Os acordáis de aquella escena de Lost In Translation en la que Bill Murray tenía que agacharse para hacer uso de la ducha, y pensabas, putos americanos condescendientes, riéndose de los japos? Bueno, es así. Seamos sinceros, los japoneses son unos jodíos enanos  y no se puede ser normal y no chocarse contra los marcos de las puertas.

Baño de un hotel en el que nos alojamos, como veis del mismo tamaño que el de un tren de Cercanías. El grifo del lavabo es móvil y se comparte con la bañera.
Estas camionetas de playmobil tan castrante para el operario medio acabarán generando el surgimiento de un Trump nipón
Coches de playmobil aparcados junto a casas de playmobil
Castrante camión que generará en el operario medio deseos de votar a Trump
Bar enano donde solo cabes tú y la señora
Bar enano donde solo cabes tú y esa señora (foto de tokyotimes.org)

***

(4) Que La Gente Está Fatal. Y ello se manifiesta en costumbres de ocio que incluyen:

Obsesión por los videojuegos, obsesión por los dibujos animados, obsesión por los gatos, obsesión por las colegialas, obsesión por el porno raro.

Estas aficiones se extienden además a todas las edades y condiciones y no solo entre adolescentes varones que no ligan, como en los países normales.

Akih
Bienvenido a Tokyo, donde tus aficiones frikis moderadamente pedófilas son mainstream
Sushi de gatos. Una cosa imaginada por una mente muy normal.
Sushi de gatos. No sé que venden pero es una cosa imaginada por una mente muy normal.

Además de las salas de recreativos de varias plantas, dos establecimientos que representan una apoteosis de este rarunismo y a los que, por supuesto, fuimos, son el Neko Café y el Maid Café.

El Neko café, es una cafetería normal, pero con gatos, y en la que se paga por minutos. Minutos de amor que puedas robarle a los gatos residentes. O sea como un prostíbulo de gatos gordos. Muy bien y muy de orden todo.

ddd
Clienta intentando tocar con su varita de amor a un gato
img_3761
Jefe de los Prostigatos

Más animadillos son los Maid Cafés, que son cafeterías normales salvo porque están diseñadas para que desates tus fantasías de dominación y proxenetismo. El menú está enteramente inspirado por lo cuqui y las camareras van vestidas como pornochachas victorianas. Se dirigen a ti como “amo”, y te exigen que las llames diciendo “miau miau”. Si les pagas, también cantan y bailan:

Oh, en este lugar hay comida con forma de osito y Wifi gratiuto, entraré a ver
Oh, en este lugar hay comida con forma de osito y Wifi gratiuto, entraré a guarecerme de la lluvia
También sirven bebedizos, con atractivas descripciones como "La sirvienta exprimirá, exprimirá, exprimirá zumo de frutas delante del Amo o Joven Señorita" o "La sirvienta agitará el cóctel enfrente de ti mientras dice tu nombre! Hecho especialmente para ti".
Bebedizos del maid café, con atractivas descripciones como “La sirvienta exprimirá, exprimirá, exprimirá zumo de frutas delante del Amo o Joven Señorita” o “La sirvienta agitará el cóctel enfrente de ti mientras dice tu nombre! Hecho especialmente para ti”.
Los parroquianos son hombres solos de bien
Los parroquianos son hombres solos de bien

El maid café de referencia, Maidreamin, está iniciando su expansión internacional en, por ejemplo, Tailandia. Sí, sí.

***

(5) Que Son Unos Gochos. Sí, aman comer  y les obsesiona tanto la comida como los chinos. Les gusta mucho además comer cosas crudas o un poco yuyu que pueden provocar tu muerte (como el pez globo).

Y así es como toda España salvo Sánchez Dragó descubrió la comida japonesa (antes incluso de que en el Gran Murall de Villalba pusieran sushi)
Y así es como toda España salvo Sánchez Dragó descubrió la comida japonesa
Japón será recordado como el país que inventó el peluche de sushi
Japón, esa civilización que inventó los peluches de sushi

En un viaje a Japón el gocheo es bastante clave y primordial, de hecho la Lonely Planet, ese panfleto que nos tiene a todos lobotomizados, dice que la cosa número uno ver en Tokio es ver la lonja de pescado de Tsukiji.

Lo cual está muy bien salvo porque con clara intención de joderte las vacaciones te recomiendan que te plantes allí a las 2 de la mañana para poder presenciar la subasta del atún (que es a las 6), única en el mundo. Como yo me quejo y blabla pero luego me apunto a un bombardeo, allí que fuimos, junto 120 guiris pelmazos más.

Grupo de guiris millenials veganos que se han levantado a las 1.30 para ver peces muertos
Grupo de guiris millenials veganos que se han levantado a las 1:30 am para ver peces muertos
Los susodichos peces muertos
Los susodichos peces muertos. El pescador se ha puesto un pañuelo al estilo señor Miyagi para complacer a mis lectores

La subasta es una cosa un poco sin más, pero por todos es sabido que cuando has invertido x esfuerzo, dinero y puteo en algo te acabas creyendo que está muy bien, y finges ante los demás que es la amazing repanocha y la subes a Instagram o a tu blog de culto. Pero yo os revelo la incómoda verdad, oculta por los intereses del cártel del mochilero pesado.  Sí, soy Snowden, de nada.

Sashimi de Bilbao
Sashimi listo para enviar a Bilbao

Después de ver esta cosa del atún la tradición manda (ie, manda la Lonely) ir a uno de los restaurantes en las proximidades del mercado y desayunar sushi. Sí, desayunar sushi. Engullir deliciosas lonchas de pescado crudo fresquísimo, tan fresco y tan tierno que se deshace en tu boca, mientras piensas, intensamente  “cómo me apetece un bollicao”. Y un café. Y un sangüis misto. Qué dificil es encontrar un buen sangüis misto en esta parte del mundo.

Y por último….. mi conclusión…

(6) Que Después de Estar en China Nada Es Muy Raro

Pues sí, en Japón hay cosas y gente rara, pero después de vivir en China pierdes todo tipo de principios y referencias y todo te parecen menudencias.

kk
Kit Kat verde sabor a Wasabi, pues normal, si te gusta el kit kat y si te gusta el wasabi pues lo pones to junto

***

Fuentes: observaciones y prejuicios propios, observaciones y prejuicios de Laura que sabe mazo de Japón, la parte práctico-histórica de la Lonely Planet que nadie lee, conversación moderadamente ebria con  dos japonesas a través de Google Translate (que entiendo es una manera en la que empiezan muchos matrimonios interraciales ), y la Wikipedia, en concreto la página “Toilets in Japan” (https://en.wikipedia.org/wiki/Toilets_in_Japan).

Hombre blanco condescendiente que se ríe de gente de otra raza. Cosa que yo nunca haría
Compartir:Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someoneShare on LinkedIn